Entrevista: Selva Almada

Entrevista: Selva Almada

T/ Laura Cedeira F/ Agustina Fernandez

La mirada almada

Sin alardes, ni pretensiones, Selva Almada tiene la mirada puesta en lo que la representa, tanto para leer como para escribir. Antagónica de la escritora esnob, ella en tres o cuatro párrafos te cuenta con palabras simples una historia profunda y sutil. "La mirada se puede pulir, se puede perfeccionar, pero no se enseña", dice.

"Cuando escribís, solamente tenés que pensar en escribir, la cosa es entre vos y ese universo, esos personajes. Los de afuera (lectores, editores, críticos) son de palo", dice la entrerriana Selva Almada. Simple, como hablan sus personajes, entre los que asegura que nunca hay intelectuales. Pero también profunda, como sus temas (a ella le gusta decir, mejor, "cosas recurrentes"): las relaciones familiares rotas o "medio descuajeringadas" y el mundo del trabajo manual.
A la hora de hablar de su obra, son lugares comunes 'el imaginario rural', 'las voces provincianas y marginales', 'el realismo o el hiperrealismo' y 'la expresión coloquial'. Sin embargo, a estos atributos se les suele sumar, a modo de contraparte -y quizá allí radica su talento- el 'lenguaje elegante', 'preciso' o el 'estilo poético'.
Es autora de El desapego es una forma de querernos (2015), Chicas muertas (2014), finalista del Premio Rodolfo Walsh; Ladrilleros (2013), finalista del Premio Tigre Juan, El viento que arrasa (2012), que tuvo varias reediciones en la Argentina; Una chica de provincia (2007), Niños (2005) y Mal de muñecas (2003).
Sus novelas fueron traducidas al francés, el italiano, el portugués, el alemán, el sueco, y el holandés. Selva codirige el ciclo de lecturas Carne Argentina. Además, a fines de 2017 publicó El mono en el remolino, notas de rodaje de Zama, la última película de Lucrecia Martel.
Elegida maestra de la novela y una de las voces ineludibles de la literatura argentina contemporánea, Selva sigue disfrutando de sentarse a escribir y dejarse llevar a donde las letras la empujan.

(SIGUE EN LA REVISTA)

contenidos relacionados

JOAN DIDION / Cuadernos íntimos 2018 GF #20 (2018)

JOAN DIDION / Cuadernos íntimos

Con poco más de un metro y medio de estatura, Joan Didion fue una figura enorme de las letras y el periodismo de los años sesenta en los Estados Unidos. Publicó artículos, crónicas y ficción que pintan ferozmente esa época agitada. Sus anteojos de sol, un cigarrillo entre los dedos y la elegancia perpetua, la convirtieron en ícono californiano. Escritora, reportera, guionista y editora, se reinventó muchas veces en su profesión pero también en su vida personal. Rodeada de recuerdos y más menuda que nunca, hoy espera -sin miedo- el final de su vida.
Seguir leyendo
CLAUDIA PIÑEIRO /  Monólogo de una escritora 2018 GF #20 (2018)

CLAUDIA PIÑEIRO / Monólogo de una escritora

La autora de TuyaLas viudas de los juevesElena sabe, otras tantas novelas y reciente libro de cuentos -Quién no- nos relató para Gata Flora #5 (2008) en primera persona algunas anécdotas posteriores a la publicación de sus primeras obras. Cómo reaccionó la gente ante sus historias, qué le pasó a ella frente a esta reacción, qué dijeron la prensa, los críticos, su hijo, la amiga de su hijo, una compañera de colegio que no ve hace años… les compartimos este recuerdo acompañando la entrevista de GF#20. 
Seguir leyendo
ENTREVISTA: CLAUDIA PIÑEIRO / LA ESCRITORA QUE HABLA 2018 GF #20 (2018)

ENTREVISTA: CLAUDIA PIÑEIRO / LA ESCRITORA QUE HABLA

En 2018 la vimos mucho por tv, no solo hablando de sus libros (best sellersvarias veces adaptados al cine) sino más bien comprometida con temas candentes de la realidad de la Argentina. Dio el discurso inaugural de la Feria del libro y fue una de las expositoras en la última jornada de debate en el plenario de comisiones del Senado en torno al proyecto de legalización del aborto. Hablar -decir públicamente lo que pensaba sobre un tema controvertido- le valió ataques cotidianos a través de redes sociales y hasta una campaña para intentar impedir que realizara una entrevista al escritor cubano Leonardo Padura. Sin embargo, ella tiene algo muy claro: “si en los temas que te convocan no opinás, también estás opinando”. 
Seguir leyendo